SESIÓN PAREJAS

Yo no le tengo miedo a nada, pero todavía no me explico por qué tiemblo cada vez que te veo

Es verte sonreír y entender que eso es lo único que importa.

Decía un poeta loco, que conocerás el amor de tu vida, cuando te sostenga la mano y notes que lo que te sujeta es el corazón.

Cada vez que te veo sonreír, no sé quien de los dos es más feliz.

Donde acaba tu boca, ahí es donde empieza la mía